En llamas el solar contiguo a la antigua casa de los Díez de la Cortina

El solar de la calle Doctor Diego Sánchez, junto a la Ronda de la Alcazaba, ha quedado arrasado después de que saliera ardiendo todo el terreno en torno a las ocho menos cuarto de la tarde. Según relatan los vecinos de la zona, en cuestión de minutos las llamas se extendieron por toda la parcela, que es hoy propiedad de una entidad bancaria. Los vecinos avisaron al 112 y minutos después, acudieron agentes de la Policía Local y un cuerpo de bomberos que extinguió las llamas.  

La vecina que realizó la llamada cuenta que un ruido extraño llamó su atención. Se asomó a su azotea y vio cómo al fondo del solar se alzaba un pequeño fuego, era el sonido de la maleza ardiendo. Llamó de inmediato al 112, pero en el transcurso de la llamada, el fuego invadió los más de mil seiscientos metros cuadrados que alberga el terreno. Fue tal el sobresalto que llevó a algunos vecinos a abandonar sus casas tal y como les pilló por salir en la mayor brevedad posible.

Los residentes de esta zona cuentan cómo la calle quedo cubierta de una alfombra negra una vez que los bomberos lograron sofocar el incendio. Según fuentes vecinales consultadas, es la segunda vez que prende íntegramente el solar, la primera hace casi una década. Pero los vecinos que se encuentran más próximos al solar, en la fachada que formaba parte de la casa de los Díez de la Cortina, cuentan hasta 5 indicios de incendio, que pudieron mitigarse antes de que se produjera un siniestro como el que tuvo lugar ayer.

El origen del fuego es aún desconocido, pero los vecinos entienden que el calor, la abundante presencia de vidrios y cristales, y la enorme cantidad de maleza, además de su finura, son el cóctel perfecto para que el fuego pueda arder. Por eso, cada año dan la voz de alarma ante el temor y la angustia de que pueda suceder un incendio como el que finalmente se produjo ayer.

A causa de las llamas, algunos aires acondicionados del edificio colindante han explotado y la esquina de esta fachada ha quedado abrasada. Más allá del destrozo personal, el vecindario alerta de las consecuencias que pueden acarrear patrimonio local, como es la fachada de la casa de Díez de la Cortina, o el arco mudéjar.

Los hechos se han producido después de que la alcaldesa firmara y publicara en junio un bando para emplazar a los propietarios de solares, parcelas e inmuebles deshabitados a la limpieza y adecuación de los mismos. A través de este mandato, el Ayuntamiento requería a los propietarios a que procedieran a su limpieza durante ese mes, para evitar el riesgo de incendio, entre otros problemas.

El bando se ceñía así a lo dispuesto en el artículo 4 de la Ordenanza Municipal Reguladora de la Construcción y Conservación de los Cerramientos y Vallas y de la Limpieza de Solares, parcelas   y   Terrenos   Urbanos   y también a la Ley de Ordenación   Urbanística   de   Andalucía.  Y según lo establecido en la Ordenanza, el incumplimiento de esta obligación por parte de los propietarios conllevaría la imposición de sanciones de hasta 750 euros, además de la posibilidad de que el Ayuntamiento   realizara   las   operaciones   de   limpieza, repercutiendo   a   los   particulares   el   gasto correspondiente por vía ejecutiva, en virtud del principio de ejecución subsidiaria.

(Visited 1 times, 1 visits today)

Entradas relacionadas