El Taller Verde entrega a los partidos locales propuestas “demandadas por los vecinos y vecinas”

La asociación El Taller Verde/Ecologistas en Acción-Marchena propone una serie de medidas y actuaciones de carácter medioambiental que considera que son realizables dentro de la capacidad de actuación del Ayuntamiento de Marchena en los próximos cuatro años o bien pueden iniciarse para su finalización más a largo plazo. Algunas de ellas ”requieren, entre otras cosas, un esfuerzo de creación, imaginación y coordinación por parte de nuestros gobernantes imprescindible para la gestión de un área como el Medio Ambiente necesitado de actividad, capacidad de ejecución y, sobre todo, sensibilidad ante esta problemática”, subrayan desde la asociación, que defiende que su conjunto de propuestas es “el resultado de años de experiencias vividas en nuestro pueblo” por los miembros del Taller Vede y su conexión con los testimonios de vecinos y vecinas que durante este tiempo se han dirigido a ellos para plantear sus demandas.

En cuanto a propuestas organizativas, el Taller Verde solicita que la Concejalía de Medio Ambiente tenga entidad propia, exclusividad o comparta solamente áreas afines con presupuesto propio y capacidad de actuación, lo que implicaría una mayor voluntad política para desarrollarla.

La creación de una Línea Verde de la Policía Local, dotándola de efectivos y recursos adecuados para el desempeño de sus funciones y responsabilidades de vigilancia del cumplimiento de la legislación vigente referida a la ordenación del territorio, medio ambiente y el bienestar y protección de los animales, es otra de las propuestas del taller Verde, que iría acompañada del impulso de la formación especializada de los agentes, algo que ya existe en otras localidades.

A nivel organizativo, defienden la constitución de un Consejo Local de Medio Ambiente cuyo objetivo sea abordar asuntos de esta materia desde un punto de vista social que tenga en cuenta las aportaciones de la ciudadanía. En él deben estar representados todos los agentes sociales, grupos políticos, asociaciones, técnicos de Medio Ambiente y Policía Local /Guardia Civil. 

Un bloque de propuestas del Taller Verde es el de residuos y contaminación, para lo que piden a los grupos políticos la mejora del funcionamiento del Punto Limpio en pro de que se produzca la gestión de todo tipo de residuos domésticos, un horario adaptado a las necesidades de la población.

El Taller Verde propone a los grupos políticos que exijan a las empresas el cumplimiento de la normativa vigente en materia de vertidos al aire, el agua, el suelo o red de alcantarillado. En caso contrario, invitan a los responsables políticos a aplicar con firmeza las denuncias pertinentes.

Prohibir la utilización del mobiliario urbano para pegar carteles y, de paso ya en estas fechas, desarrollar una campaña electoral por parte de todos los grupos políticos que evite lanzar indiscriminadamente octavillas y propaganda por las calles y respete las zonas del pueblo no autorizadas para pegar carteles, figura en este documento del Taller Verde, que solicita la prohibición de usar glifosato, tanto en el casco urbano como en el medio natural.

El agua es un bien imprescindible para el ser humano. Por ello, el Taller Verde propone a los partidos políticos realizar campañas de información y sensibilización que pongan en valor la calidad del agua que se distribuye por la red pública de nuestro pueblo, frente al consumismo del agua embotellada que tan grave perjuicio ambiental produce y dar ejemplo en los actos organizados en el Salón de Plenos del Ayuntamiento, utilizando jarras y vasos.

La revisión permanente de la red de distribución de agua potable a fin de disminuir el porcentaje de pérdida y hacer público periódicamente un informe detallado o poner en marchas campañas de sensibilización para evitar el mal uso del agua potable de la ciudadanía en las viviendas, aceras o locales públicos, forman parte de la batería de medidas que propone el Taller Verde.

En el ámbito de la energía, El Taller Verde solicita la puesta en marcha un programa municipal que recoja un paquete de medidas sobre eficiencia y ahorro energético entre las que no debe faltar mantener el control sobre el horario de iluminación pública y la sustitución progresiva de sistemas de iluminación averiados por otros más eficientes, así como promover campañas de sensibilización sobre el uso racional de energía en edificios de competencia municipal, haciendo públicas, las facturas de consumo de los mismos.

Apostar por las Energías Renovables, instalando progresivamente en los edificios municipales Placas Solares Fotovoltaicas y Placas Solares Térmicas y que el Ayuntamiento se comprometa a contratar electricidad con certificado de origen renovable, son otras de las medidas que El Taller Verde ha trasladado a los partidos locales.

Ir creando de forma progresiva un centro urbano peatonal, a partir de calle San Pedro, es una de las propuestas en el área de Movilidad, en la que incluye el Taller Verde la consideración de las aceras como espacio público peatonal, de modo que exige el cumplimiento de la ordenanza reguladora y fiscal de ocupación de terreno de titularidad y uso público para la colocación de veladores con finalidad lucrativa.

Asimismo, los ecologistas piden la construcción de un carril bici por el perímetro del pueblo y otro desde el casco urbano por la carretera de La Puebla de Cazalla hasta su encuentro con el camino de servicio de la carretera de circunvalación, tal y como solicitaron en proyecto entregado en mayo de 2014.

Dotar de una infraestructura que permita que los peatones puedan recorrer el perímetro del pueblo con total seguridad, es otro de los planteamientos del Taller Verde.

En el ámbito de Parques y jardines, diversificar el arbolado del callejero urbano en zonas de nueva creación y establecer criterios de poda y tala de árboles que sean respetuosos con su desarrollo natural y su ciclo biológico, forma parte de las peticiones del Taller Verde a los grupos políticos, a los que inciden en que deben garantizar el perfecto estado de las zonas verdes, y en consecuencia la seguridad de las personas, la conservación de árboles y especies vegetales, la protección de los animales que se encuentren en las mismas y la limpieza y mantenimiento del mobiliario.

Del entorno natural, destacan las propuestas para la finalización del proyecto de Recuperación del Arroyo del Lavadero desde su nacimiento hasta la carretera de Paradas, convirtiéndolo en un pasillo verde para su uso social tal y como fue aprobado en el Pleno Ordinario del 29 de octubre de 1998, así como recuperar la Laguna Sevilla como zona húmeda de Marchena, tal y como se propuso en 2009 al Fondo Estatal del 2010.

La plantación de árboles autóctonos alineados en las márgenes de los caminos próximos al casco urbano es otra de las solicitudes de la asociación ecologista, que exige la realización del proyecto “Parque de la Vía Verde”, aprobado por unanimidad por la corporación municipal.

Asimismo, El Taller Verde insta a promover el deslinde de forma progresiva de la red de Vías Pecuarias, priorizando las de mayor valor ecológico, los tramos más próximos al casco urbano o las amenazadas por las urbanizaciones ilegales.

Dentro de las acciones dirigidas a regularizar las urbanizaciones ilegales, exigen impedir con firmeza que no se construya ni una sola vivienda más sin los permisos necesarios.

Por último, solicitan al Ayuntamiento que denuncie ante la administración competente todas las infracciones que en materia medioambiental se produzcan en el término municipal, como pueden ser, usurpación de las vías pecuarias, usos de venenos, artes de caza prohibidas, instalación de pozos ilegales, agresiones en el río Corbones, quema de padrones…

La asociación promueve también ña declaración de Marchena “Ciudad Libre de Transgénicos”, tal y como ha propuesto El Taller Verde en 2010 para así unirse a la Red Europea de Zonas Libres de Transgénicos y actuar en consecuencia, desarrollando planes de información y sensibilización a los agricultores y ganaderos, y ciudadanía, para que conozcan los riesgos e incertidumbres que supone la utilización de los organismos manipulados genéticamente.

En cuanto a políticas de protección animal, el Taller Verde pide a los partidos políticos que apoyen, fomenten y colaboren en campañas de sensibilización, educación y concienciación basadas en la no violencia, el respeto a los animales y la prevención del abandono, y por tanto apoyen a las entidades de defensa de los animales en Marchena.

Respecto a los animales de compañía, que el Ayuntamiento promueva campañas de tenencia responsable de animales de compañía: la identificación y conveniente esterilización de los mismos es el objetivo del Taller Verde, así como la supervisión de manera regular la cría y comercio de animales de compañía, especialmente en centros de venta.

Controlar la identificación (obligatoria) en animales de compañía, como medida para evitar el abandono y las pérdidas y la elaboración de un censo municipal de perros, en especial aquéllos que son destinados para uso cinegético, estableciendo un número máximo de animales por núcleo zoológico, son otras medidas en este ámbito, en el que se incide en la importancia de mantener y hacer efectiva la competencia municipal en la recogida, tenencia y control de animales abandonados con la colaboración de las asociaciones de defensa animal locales.

Por último, piden a los partidos políticos rechazar cualquier tipo de espectáculo que atente contra los derechos de los animales.

Finalmente, solicitan a los partidos que se recupere la partida del 0’7% del presupuesto municipal para proyectos de Ayuda al Desarrollo en países empobrecidos y ampliar los programas de acogida de personas inmigrantes, así como la cobertura social de la que disponen, considerándolas personas refugiadas.

(Visited 40 times, 1 visits today)

Entradas relacionadas